El blog de Lisbeth Chourio

Periodismo, social media marketing y nuevos emprendimientos

Compartir espacios como estilo de vida

Deja un comentario

Compartir espacios como estilo de vida

El nombre de Diego Hidalgo está asociado al Consumo Colaborativo, pues este joven emprendedor es el fundador de dos plataformas de economía colaborativa para compartir espacios: Amovens y Spacebee.

Para él la crisis ha beneficiado el consumo colaborativo en cierta parte, pues explica que si hubiese más dinero no sería tan necesario compartir el coche y otras cosas como se hace ahora. Por otro lado considera que ya esto ha trascendido y, aunque la situación económica cambie, ya se ha establecido como un estilo de vida, que además de ser una forma de ahorrar, aporta sociabilidad.

A Diego Hidalgo lo conocí en la más reciente edición de Salón mi Empresa donde participó en el debate Consumo Colaborativo: una economía emergente en plena ebullición. Semanas más tarde lo entrevisté en las oficinas de Amovens en Madrid, una de las plataformas para compartir coche que presenta mayor crecimiento en España y que ya tiene más de 5 años y medio en el mercado.

Fue fundada en conjunto con el ex presidente de Costa Rica José Manuel Figueres Olsen, una persona que según cuenta Diego, está muy involucrada en temas de desarrollo sostenible y tecnología.

“Él estaba viviendo en Madrid en ese entonces y, por varias personas en común nos conocimos, le hablé del proyecto, le gustó la idea y apoyó mucho el proyecto en su fase inicial”.

Antes de Amovens existían otras plataformas asociativas, sin embargo esta fue pionera en España visto desde la plataforma de internet, aplicación móvil y redes sociales.

“El tema de compartir coche no lo hemos inventado nosotros. En la Primera y Segunda Guerra Mundial se promovió su uso, luego a partir de los años 70 también se usó en Estados Unidos por la crisis del petróleo; sobre todo para trayectos largos. En países como Alemania y Francia se empezó a desarrollar con el Internet a inicios de los años 2000, pero digamos que Amovens sí es la primera plataforma de gran magnitud” asegura Hidalgo, quien dijo además que al principio se les tachaba de idealistas e irrealistas, ya que la gente no estaba acostumbrada a hacer este tipo de actividades.

Amovens vs Blabacar

Las comparaciones suelen ser odiosas, pero si nos vamos a al plano real del mercado, vemos que la competencia directa de Amovens es Blablacar, otra plataforma de compartir coche y de la que hablamos en un post anterior.

Diego Hidalgo señala que Blablacar consiguió más financiación antes que Amovens, lo que hizo que tuviesen mucha promoción y lograr ser bastante más grandes, pero la situación empezó  a cambiar el año pasado. “En 2014 tuvimos un crecimiento exponencial, ahora tenemos 30 veces más actividad que el año pasado, hemos tenido un crecimiento enorme y eso también se debe a que Blablacar comenzó a cobrar comisiones a los usuarios de la plataforma, de una forma bastante impositiva y con una comunicación poco clara a sus usuarios”.

El modelo de Amovens no es transaccional, no cobran comisiones ni a los conductores ni a los pasajeros. “Ahora mismo estamos más enfocados a crecer e ir recopilando información para luego ver cómo hacemos de Amovens una empresa sostenible. Los ingresos que tenemos vienen sólo de Amovens Pro (rama dedicada a ofrecer traslados a personal de empresas) y de patrocinios.

La nueva cara de Amovens

A inicios de marzo la marca Amovens renovó su imagen: logo, página web y aplicación móvil. Una estrategia de marketing con la que se preparan para entrar en una nueva fase.

“Vamos a iniciar una diversificación de servicios, a promover otras actividades de movilidad. En el segundo trimestres de este año se estrenarán estas nuevas modalidades”.

A través de esta plataforma en la que se mueven aproximadamente más de 40.000 personas al mes, principalmente jóvenes profesionales.

 Amovens compartir coche

Compartir entre profesionales

En la primavera pasada nació Spacebee, una plataforma que se encarga de poner en contacto a empresas con espacios sin uso, con organizaciones o personas particulares que los requieran.

La idea surge luego de pensar que a raíz de la crisis económica, muchas empresas se vieron en la necesidad de prescindir de parte de su personal, pero los espacios quedaban ahí, muertos. Con la idea de ayudar a las empresas a rentabilizar esos espacios y a su vez, darle una mano a emprendedores que recién inician y no tienen el capital suficiente para alquilar una oficina independiente, nace esta plataforma.

A través de Spacebee se pueden encontrar salas de reuniones, puestos de trabajo, sitios para eventos, aulas para realizar seminarios y otros tipos de espacios para el desarrollo profesional. “Aportamos flexibilidad para quienes ofrecen y necesitan el espacio, ambos se ven beneficiados, ayudamos a que las empresas lleguen a fin de mes y a los emprendedores a arrancar sus empresas y ahorra gastos”.

Cualquier persona está al alcance de estos espacios, el único requisito es pagar el 15% del costo para ir a verlo y si está de acuerdo cancela la diferencia de lo presupuestado y si no se le devuelve el dinero.

Ambas plataformas están presentes en las redes sociales.

Si tu proyecto fracasa no quiere decir que tú hayas fracasado

Como reflexión final Diego Hidalgo expresó que animaría a las personas que tienen el deseo de emprender a que lo hagan. “Tendrán muchísima satisfacción y accedes a niveles de responsabilidad más elevados, que si entras a una empresa u organización cualquiera. Tus acciones cuentan más. Como punto positivo, es un proceso de aprendizaje muy interesante. No es un camino de rosas ni crecerás a lo bestia de la noche a la mañana, hay que prepararse y entender que si tu proyecto fracasa no quiere decir que tú hayas fracasado”.

“Construye algo pequeño primero para ir demostrando que tus hipótesis son válidas. Has un producto mínimo viable, siempre en base a lo que se esté usando en el momento, intentar enfrentarse al mercado pronto y verificar que el mercado está interesado en tu producto. Enfréntate a la realidad y no te quedes en tu burbuja”.

¿Y tú ya saliste de tu burbuja? Si te gustó el post ve más abajo y compártelo.

  Escucha parte de la entrevista

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s